07 diciembre 2011

Vivir haciendo

El abrazo más que un simple “te quiero”, ofrecer la mano que no “cuando tenga tiempo”, tirarse de cabeza sin “un día de estos empiezo”, mojarse en lugar de “cuando tenga paraguas”, vivir sin… “qué dirán”, sin veleta, escuchando el viento.
Solo una cosa hay: los hechos. Lo que haces te define, no lo que dices. La realidad del hecho frente a la ilusión de la imagen. No sirve el título, la posición, la cima, el éxito, no, que no sirve la imagen, estás tú contigo mismo y solo sirven tus hechos. Jamás habrá transformación sin relacionarse de frente y de frente lidiar con lo que viene mientras aprendes haciendo.

No hay comentarios: