01 febrero 2012

Según como mires...

A Laura hoy la cama le ha empujado a la mañana mientras el despertador le tiraba del pelo. Mientras iba al trabajo observó un sucio charco que salpicaba a los peatones cuando lo pisaban los coches.
Andresín, sin embargo, vio reflejado un rayo de sol en el mismo charco y sonrío pensando que muchos trozos de luz impregnarían a los viandantes salpicados.
El gorrión simplemente sació su sed e inició otro vuelo sin darle más vueltas.

No hay comentarios: